Nacionales e Internacionales

Son diez los muertos por lluvias torrenciales e inundaciones

Tras el temporal, decenas de personas que se refugiaron en tejados de casas y árboles fueron rescatadas durante la noche, en el centro del país. Hay desaparecidos, entre ellos un niño de 6 años.

Diez personas murieron en la provincia italiana de Ancona, en el centro de ese país europeo, a causa de las lluvias torrenciales y las inundaciones registradas en la zona durante las últimas horas, mientras continúan buscando desaparecidos, confirmaron este viernes las autoridades locales.
 
Entre los desaparecidos figura un niño de 6 años que se encontraba con su madre en un vehículo, quien fue rescatada por los bomberos pero la fuerza del agua se llevó a su hijo, según consignó la agencia de noticias AFP.
 
La región más afectada es la provincia de Ancona, en particular el puerto al borde del mar Adriático, donde muchas zonas se quedaron sin electricidad y sin líneas telefónicas y las escuelas permanecerán cerradas este viernes, aunque también las lluvias generaron problemas en la región vecina de Umbría.
 
De acuerdo al diario Corriere della Sera, el jueves por la noche cayeron unos 400 milímetros de lluvia, una cantidad similar a las precipitaciones de seis meses en esta zona.
 
El agua también invadió los sótanos y muchos autos fueron arrastrados por la fuerza de la corriente o sepultados por un deslave. Además, la caída de árboles y los deslizamientos de tierra cortaron muchas carreteras locales, lo que dificulta el trabajo de los bomberos.
 
"Decenas de personas que se habían refugiado en los árboles y en los techos de las casas fueron rescatadas", escribieron los bomberos en su cuenta de Twitter este viernes y precisaron que "más de 150 intervenciones han sido realizadas".
 
"Esto se llama crisis climática, no mal tiempo", reaccionó por su parte en Twitter la rama italiana de "Fridays for Future", el movimiento juvenil para la defensa del clima, mientras que el presidente de la Cruz Roja Italiana, Francesco Rocca, reconoció que está "preocupado por el aumento de los fenómenos climáticos extremos" en toda la península.
 
En tanto, el presidente de la región de Marche, Francesco Acquaroli, dijo en un mensaje en Facebook que está siguiendo de cerca "el desarrollo de la grave crisis meteorológica", según consignó la agencia de noticias DPA. Acquaroli señaló que recibió llamadas del presidente Sergio Mattarella y del primer ministro Mario Draghi para interiorizarse de la situación.
 
"El dolor de lo que ha pasado es profundo, pero la comunidad de Marche es fuerte y sabremos como reaccionar", enfatizó Acquaroli en un segundo mensaje en la misma red social.
 
Protección Civil emitió una alerta para recomendar a la población que buscara zonas altas ante el riesgo de inundaciones, atribuidas por el gobierno provincial de Ancona a las "consistentes y prolongadas lluvias" registradas durante la tarde del jueves.

Fotos del día
Nacionales e Internacionales